Impacto de las dietas

Publicado por Nutrición con Esperanza en

Estamos viviendo una situación  extraordinaria ya desde hace unos meses,  que tiene todos los ingredientes para incrementar nuestro estrés. Se trata de una situación nueva, con mucha incertidumbre y muchas circunstancias que se escapan a nuestro control, a la cuál hay que añadir el estrés individual que tenga cada persona en función de su situación personal, familiar, laboral, desempleo, profesional, en función del trabajo que esté realizando.

Esta situación de estrés, sumado a las limitaciones de movilidad en cuanto a la actividad física, a la afectación a nivel afectivo-emocional, está teniendo influencia sobre nuestros hábitos alimentarios, del sueño, de ejercicio físico y en consecuencia en un aumento de peso desde el inicio del confinamiento en la población en general de unos 5 kg. de media.

Este incremento de peso es particularmente preocupante en la población infantil sumado al incremento de masa grasa y enfermedades relacionadas que ya se viene viendo desde hace décadas, y que se está empeorando en la situación actual.

Ante esta situación, la demanda es realizar dietas para bajar de peso y el ofrecimiento por la mayor parte de personal sanitario y dietistas van enfocados en dietas hipocalóricas, generalmente para bajar de peso a corto plazo. Sin embargo, sabemos que más del 90% de las personas que siguen este método han fracasado a largo plazo y además, 2/3 partes de las personas que hacen estas dietas, a largo plazo han ganado más peso del que tenían al iniciar la dieta.

Esto es debido a mecanismos fisiológicos que se ponen en marcha en nuestro cuerpo a fin de garantizar la supervivencia, mucho más fuertes que nuestra “fuerza de voluntad” y que detallo a continuación:

Se va a producir una activación del genotipo ahorrador, poniendo al cuerpo en “modo ahorro”, activando mecanismos de compensación como son:

  • Reducción del metabolismo basal hasta en un 40%.
  • Enlentecimiento del movimiento o falta de energía, generando fatiga.
  • Una disminución de la masa muscular y por el contrario aumento de la masa grasa.
  • Un apertura de todos los sentidos, incrementándose la sensación de hambre, cuyo objetivo evolutivo es la detección de comida a toda costa.

El cerebro, a através del hipotálamo nos lleva a defender el peso entre 3-5 kg, el llamado set-point o punto de ajuste, activando fuerzas biológicas que impiden seguir perdiendo peso.

Por otro lado, se va a producir una leptinoresistencia, afectando a las señales de saciedad.

Además, la restricción calórica es una fuente de estrés, al igual que pasar hambre de forma continuada, por tanto se activan los mecanismos del estrés aumentando el cortisol en nuestro organismo. Sabemos que esta liberación de cortisol ante la respuesta al estrés está diseñada para poner el cuerpo de manera rápida en movimiento, liberando glucosa al torrente sanguíneo para generar la respuesta de afrontamiento o de huida. Con lo que es mecanismo antagónico a la utilización de las reservas corporales de grasa. Y además favorece la acumulación de grasa abdominal, relacionada con peor salud cardiovascular y con la resistencia a la insulina.

Sin olvidarnos del impacto psicologico de las dietas, con sentimientos de fracaso reiterado, por incumplimiento del objetivo que la persona se ha marcado, generalmente atribuido a la persona y a la falta de voluntad. y no a la utilización del método inadecuado focalizado unicamente en la bajada de peso.

Otro factor importante a tener en cuenta, si  hay predisposición genética, este enfoque restrictivo aumenta la posibilidad de que se den trastornos conducta alimentaria o una relación disfuncional con la comida.

La alternativa a una dieta a corto plazo enfocada en la pérdida de peso es un enfoque desde la psiconutrición en el que se trabajan conjuntamente, por al menos dos profesionales, dietista y psicóloga, aspectos relacionados con nutrición y hábitos de vida saludables. Y otros aspectos psicológicos, gestión emocional y del estrés, técnicas como mindfulness para desactivar el «piloto automático».

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario.
Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies